Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de junio, 2010

Notas de origen oscuro

Y hoy, ¿a qué fecha volveré? Busco en mis viejas agendas (porque sí, han quedado amontonadas en un cajón) y elijo una fecha al azar. Reviso la fecha que la punta de mi dedo marcó.. y no encuentro nada interesante. Pero al revolver el cajón en busca de las viejas agendas, encuentro mis viejos cuadernos. Cuadernos azules, con el clásico forro de papel araña.

¿Lo reviso o no? ¿Será el de las entradas inconclusas? ¿Será el de las escrituras pretenciosas? ¿O el de la carta sin terminar..?

Lamentablemente para mí, es del la carta sin terminar. No lo leo, aunque tampoco lo cierro ni lo aparto. Lo dejo ahí, delante mío, sin siquiera hojearlo. Sin embargo, en un triste y poco disimulado esfuerzo por alejarlo de mí, lo abro y dejo que descanse lentamente sobre el mueble. Espío desde lejos en qué hoja quedó abierto y trato de leer, aunque estoy sin lentes y no puedo entender mucho.

En seguida me canso de toda esta patética farsa por evitar los malos recuerdos y empiezo a leer lo que tiene escrito. …

Baje los brazos, señor

Buscando sinónimos que no suenen tan exigidos, tan grandilocuentes. Buscando palabras sencillas.. sólo para sonar trillado. Una vez más.

Siempre de la misma manera. Tal vez debería rendirme..

Sal

Nunca hay que decir nada. ¿Cuántas veces planifiqué algo.. sólo para hacerlo en el momento y lugar equivocados..?

Tantos planes, tantas frases pensadas.. y desperdiciadas. No sólo el lugar equivocado.. o el momento. También la persona.

Pobres canciones, dedicadas a personajes sombríos, que sólo se merecen un lugar en el olvido. O en el infierno, si existiere.

Canciones, poesías, líneas de películas.. Sepan disculpar. Uno a veces se deja llevar y después.. después hay que resignarse.

En la oscuridad

No la pude encontrar en youtube; pero de sólo pensar en la escena me da escalofríos. Habrá que conformarse con la cita:

Lt. Col. Frank Slade: (screaming) What life? I got no life! I'm in the dark here. You understand? I'm in the dark!
Increíble. Necesito (volver a) ver esta peli ya.

Pies calientes

Me puse un buzo encima del otro, la campera de jean, las zapas negras. Junté las monedas para el cole y el billete de $50 para las fotocopias.

Salí rápidamente y llegué a la parada del 5 esquivando charcos y saludando a unos gatitos negros que viven cerca de la esquina. Tomé el 5, que estaba parado detrás del 8, esperando su turno para avanzar.

Dije uno veinte, como siempre, puse las monedas, tomé el boleto y caminé hacia el fondo, guardando la moneda de 5 centavos en el bolsillo mientras controlaba, por curiosidad, la hora que figuraba en el boleto.

Bajé en Mitre al 2000 y caminé mirando el piso porque esas baldosas son traicioneras y las suelas de mis zapatillas están casi lisas. Esperé en el semáforo de Corrientes con las manos en los bolsillos, hasta que me tuve que acomodar el morral, que como lo llevaba sobre el hombro, se caía.

Llegué a la fotocopiadora, pedí el cuadernillo de la profesora hippona, esperé. Le pasé el billete de $50 a la mujer que atiende el lugar y le ofrecí uno de…

Ciudad de luz, ciudad de noche

Escuchando L.A. Woman (el disco), con la tenue llovizna de fondo, disfrutando del frío..

En algún lugar de Buenos Aires, quizás vos estés haciendo lo mismo..

Vale recordar, ¿no?

(re)imagina

Los mejores recuerdos que jamás viviré..

Situaciones, momentos perfectos. Lástima que su lugar sea la imaginación y no la memoria..

Promesas de otros

Ella me dio cosas que otras sólo pudieron prometerme.


Cosas que no tuvieron que ser pedidas. Ni planeadas. Cosas que simplemente se dieron, en el lugar y momento justos.

Tanto tiempo ilusionándose y reviviendo sueños ajenos, creyendo promesas vacías y anécdotas futuras.. cuando lo real estaba tan cerca.

Así fueron siempre las cosas conmigo. El ojo, la atención, los sentidos, en el lugar equivocado. Las personas equivocadas.

Y la percepción, la conciencia.. tardías. Sólo queda el consuelo agridulce del recuerdo, mucho tiempo después, en una fría noche de junio.

Este día terminará conmigo en la cama, las manos cruzadas debajo de la cabeza, la mirada en el techo, en la oscuridad. Quizás reviva aquellos momentos en sueños.

Ojalá.